En este caso el no viste de «Prada», pero diablo si que es…