Buscar

Mistica

Blog personal de Mistica

Etiqueta

sueño

Me acosté y no con mi marido

Sí, lo reconozco, aquí y abiertamente: La noche pasada me fui a la cama con una persona que no es mi marido.

Él no se hubiera enterado si no se lo llego a decir. Se lo tomó bien.

Para mi fue una experiencia única. Sus manos acariciaban mi pelo, mi cuello, me tocaba la cara, sus pies buscaban mis piernas…

Fue tan dulce todo, que me fue imposible pegar ojo en toda la noche y eso que me moría del sueño, pero podía más la sensación agradable que Morfeo…

No os equivoqueis, anteanoche, me acosté con mi hija. A eso de las 02.00 de la madrugada, sus dientes rabiaban tanto que no podía conciliar el sueño. Un sorbito de Dalsi y le dije: Te quieres venir a acostarte con mami en la cama grande? No contestó, pero movió sus manitas como diciendo, cógeme mami!!!

Así que ya nos veis, entrando en su cuarto de juguetes en la que tenemos un sofá-cama grande, puse los cojines de Mickey, Minnie y los de las bailarinas en la pared(para que no se girara y se diera un cosco), coloqué mi almohada en la parte alta de la cama también tocando la pared y una de pequeñita blandita un poco más abajo para Nenix.

La acurruque contra mí, nos tapamos con una manta mullidita y cerré la luz.

Se quedó frita en segundos y sus pequeñas manitas cuando se medio despertaba, se enredaban en mi pelo ó me tocaba la cara ó con sus piececitos acariciaba mis piernas…

No dormí primero y fundamental, porqué fue la primera vez que me acostaba con mi hija y tenía un miedo atroz de dormirme y aplastarla con mi cuerpo ó dormirme y olvidar que estaba a mi lado y que mi almohada la ahogara…

Tenía mucho, mucho sueño, pero al estar abrazadita a ella, darle calor, tranquilidad, me hacía olvidar ese sueño tan profundo.

Cuando el despertador de cavalleto sonó y se disponía a vestirse, le susurré: Cariño, ven estamos aquí las dos mujeres de tú vida.

Con la ténue luz del móvil, caminó hacia nosotras y una sonrisa salió como si nada de su cara.

Merece la pena una noche de insomnio, la recompensa és muy grande.

MiniMistica

Cansancio físico y mental

Así estoy desde hace demasiado tiempo. La llegada de un hijo trae muchas cosas buenas, pero también las hay de malas. Evidentemente, las buenas superan con creces las otras, pero es que las malas, son a veces tan cansinas…

Los terrores nocturnos, los despertares nocturnos que hay noches en que te llegas a levantar 15 veces y eso que la habitación de la nenan, está delante de la nuestra, vamos, 4 pasos justos.

Pilló desde que hace apenas 1 mes en la guarderia, un constipado que le derivó en placas en la garganta y tuvo que tomar antibiótico. Unos mocarrones verdes espesos que parecía nunca iban a decir adiós.

Se fueron…y llegó un virus estomacal con vómitos y diarreas, nada de apetito y pérdida de peso. Se ha estirado mucho y hoy, ha hecho la primera caca normal.

A causa de su virus, su abuelo, yaya, papá y mamá, pillaron lo mismo que Nenix. Parece que esta noche, le ha tocado turno a la bisabuela.

Levantarte a las 07.00, hacer la cama, recoger un poco, preparar ropa, vestirte, ir al baño(todo eso sin hacer apenas ruido) y en un plas a eso de las 07.30 ó 07.45 el famoso y conocido “ya tá” de la nena.

A partir de entonces, ya es todo deprisa y corriendo. Ventilar la habitación, vestirla, ella que tira todo lo que pilla en el cambiador, hacer la cama, prepara el bibi, enciende la tv para que mientras se lo toma, vea los dibus.

Ponte la chaqueta, pónsela, coge tú bolso, la mochila de la nena, a la nena, baja escaleras, pon la lavdaora, quita la secadora, la nena que todo lo toca…

La dejo con la buli, ella llorando poseidamente, coge la basura, arranca el coche, en un semáforo en rojo y contenedor al ldao, baja del coche, tira la basura, aparca en el trabajo…

3 horas en el trabajo intensas. Las 12, sal cagando leches ó lo que quieras llamarle, aparca en la puerta de casa, camina 3 min y recógela en la guarderia, durante el trayecto abrazos, mimitos, te cuenta a su manera cosas.

Abrimos la cancela de la cas, la nena corriendo a sentarse en el jardín a coger piedras. Venga, para casa, vamos…subimos escaleras y a la que entramos en casa: papapapapapa y yo: No está, está trabajando. Así y todo ella le busca en toda la casa. Yo de mientras, preparo su comida y su merienda, repongo pañales y demás.

A comer: O bien se lo toma bien ó le entra ese genio tan suyo y comer es un auténtico caos. Ahora el postre, venga. Pasa lo idem.

Son ya las 12.30 ó las 12.45, un ratito de esparcimiento en su habitación de juguetes y hora de nonis(siestecilla).

Vamos a cerrar ventanas, la siento en el cambiador, la desvisto, le pongo el pijama, le cambio pañal, pipa de nonis, blanket de Mickey, luces off y afortunadamente, se duerme enseguida.

Luego silencio durante unos 15 min, y me toca comer a mi, que sola, pseee, la mitad de veces no como y la otra un bocata ó ensalada.

Se despierta a eso de las 14.30, cambia pañal, vistela, ponle coletas si ella quiere, coje bolso, mochila y nena y para casa los avis.

Alli va a su tatá(la rot de mis padres) juegan un mini rato y el abuelo nos lleva en coche a la guerdería. Vamos. 1 manzana en coche…

Desde las 15.00 hasta las 17.15 es mi momento, pero claro, la casa no se hace sola, ni la comida, ni la ropa, ni el polvo…vamos que cuando me tumbo a ver algo en la tv, sol ya las 16.30…

La voy a buscar,media hora para llegar a casa, todo lo toco, huelo las flores, y esperamos a que cavalleto llegue. Deben ser ya las 18.00…

Mañana sigo….

Sueño

Blog de WordPress.com.

Subir ↑